Economía Euskera Guerra Sociedad

Los Vándalos

Aún recuerdo una tarde de otoño cuando yo tenía nueve años y el “Maestro Nacional” nos mandó abrir la enciclopedia recién comprada en la hoja en que se veía el mapa de España con las invasiones precursoras de la caída del Imperio Romano. El mapa tenía una gran flecha que atravesaba los pirineos y terminaba en Andalucía, donde nos dijo Don Marino que se llamaba así porque en ella se quedaron los vándalos: Vandalucía. Los mapas de ahora son más bonitos pero no tienen flechas ni rayas mal trazadas.

Vándalos me sonaba a lo que llamó una tendera llorando con rabia y blandiendo una escoba a un grupo de chavales mayores que le mearon el saco de las alubias con gran jolgorio…

Y vándalo es una voz aún vigente con pocas variantes en casi todas las lenguas Europas, pero en ninguna se ponen de acuerdo sobre su origen; unos dicen que hubo un ser mitológico en Suecia y también un lugar llamado “Vendel” al norte de Estocolmo donde se han encontrado bellos vestigios arqueológicos muy posteriores, lugar desde donde los más fanáticos dicen que partieron los vándalos.

Otros, menos ideologizados dicen que vándalo equivale a mentiroso, a mañoso… en fin, decir por decir.

Los que se apoyan en la erudición se han inventado una palabra germánica tal que “wandjaz” que se parece mucho a la alemana “wandern” que viene a significar errante, vagabundo, pero los vándalos no eran precisamente errantes ni vagabundos, sus jefes traían planes muy claros para dominar el sur con su clima benigno y extensos campos de trigo, en cuanto cayera el imperio romano que ya daba tumbos.

Con harta frecuencia historiadores y lingüistas alteran las palabras hasta que consiguen se parezcan a su objetivo y lo hacen con un gran complejo de superioridad, dando saltos temerarios en la historia y en la lengua y pretendiendo que están corrigiendo vicios de siglos. Aunque hay casos que les dan la razón, hay pruebas masivas de lo contrario, de que nombres de objetos, lugares y palabras, tienen gran querencia a sus formas vernáculas y no cambian tanto.

Este caso se da con los vándalos, que deberían haber continuado llamándose “wandjaz” o algo parecido al menos en las zonas netamente germánicas si los postulados de los pro arios fueran ciertos… pero no!, conservan apelaciones muy parecidas al nombre meridional (“vandal, vandaal, fandaal, der wandale…) y solo daneses y noruegos les dicen “heaveak”, “haerverk” (pelos tiesos).

Los vándalos, como la mayor parte de las invasiones de la frontera entre la época antigua y altomedieval, venían organizados y con la idea clara de aprovecharse de la dejadez del Sur para ese objetivo, viviendo del trabajo de los invadidos y dándoles a cambio, la garantía del orden, Eran los tíos de la porra de la época, pero que igual que los perezosos leones, cumplían un objetivo social, aunque su entrada en villas y ciudades fuera harto violenta para dejar claro su objetivo.

No han faltado estudiosos españoles que ven en el comienzo (“banda”) de la voz, una relación no con su forma de actuar, en bandas, sino con el hecho de que iban bajo un estandarte (“bandwo en Gótico“) pero lo oficial desde aquí a Alemania es que se identifica su designación con el vagar de forma errante, opinión que coincide con el Latín “vagus vaga vagum”, persona que anda sin objetivos concretos.

En Euskera, la voz “banda, manda” usada profusamente aún en la actualidad en marinería, indica claramente un sector o subgrupo, voz que aplicada a personas, podría hacerse equivalente a un grupo ideológico o a un partido político, pero siempre con la idea de dinamicidad, de movimiento.

Si esto se une al adjetivo “alú”, loco, fanático, se tiene que “banda alú”, sin apenas cambiar nada, señala las características más importantes de los vándalos, era que iban en grupos y que su actuación era desproporcionada.

Sobre el autor

Javier Goitia Blanco

Javier Goitia Blanco. Ingeniero Técnico de Obras Públicas. Geógrafo. Máster en Cuaternario.

Deja un comentario


The maximum upload file size: 10 MB.
You can upload: image, audio, video, document, spreadsheet, interactive, text, archive, code, other.
Links to YouTube, Facebook, Twitter and other services inserted in the comment text will be automatically embedded.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.